Inspírate

VIVE LAS SIETE MARAVILLAS DEL MUNDO

By

Siete maravillas, siete viajes

Piensa en conocer las siete maravillas del mundo, si mañana pudieras amanecer frente a una, ¿cuál sería?

Definitivamente no es una decisión que se pueda tomar a la ligera, ya que cada una de ellas tiene atractivos únicos que sin duda te atraparán por su encanto.  Podrías escoger entre Petra, El Cristo Redentor, Chichen Itzá, Machu Picchu, La Gran Muralla China, El Taj Mahal y el Coliseo Romano.  Ahora imagínate que hubiera un viaje, un tour para cada maravilla que deseas conocer, ¿Suena interesante? Pues es realmente fantástico, porque estos viajes existen.

Estos tours están hechos para los aficionados de la historia, arquitectura y el arte, cuya pasión de conocer estos testimonios de la grandeza los lleva a recorrer países y cruzar fronteras con el fin de palpar estas grandes obras de la humanidad.

Siete testimonios de maravilla y grandeza

Visualízate sentado frente al coliseo romano un atardecer con una copa de vino italiano. Todos los atardeceres que ha visto ese gran edificio desde su construcción… casi se pueden escuchar los gritos y silbidos de los espectadores durante una pelea entre gladiadores. La historia de este gran monumento es una que todavía nos captura y a veces perturba. El deporte ha cambiado y los espectáculos para las masas también, pero las piedras que forman el coliseo siguen en pie mientras lees esta oración y están a tu alcance.

Si Roma ya está tachada de tu lista entonces ¿por qué no verte rodeado de monos traviesos en la India? El olor de las especias e incienso en la briza, los coloridos vestidos de las mujeres y el ruido del río Yamuna a la distancia. Sin duda una de las obras de arquitectura más impresionantes de la historia, los azulejos que lo cubren brillan con la luz del sol, haciendo que este increíble mausoleo parezca una joya gigante. Hecha en honor a la esposa favorita del Shah.  La comida, la cultura, la gente vibrante, todas son razones por las cuales la gente quiere visitar la India, y el Taj Mahal solo agrega a la magia de este extraordinario país.

De las siete maravillas del mundo, tres se encuentran en Latinoamérica. De esto sin duda podemos estar orgullosos, pero ¿alguna vez has visitado alguna de ellas? En Chichen Itzá está una de las más contundentes pruebas de las habilidades matemáticas e ingeniería de los Mayas. La imponente estructura del Templo de Kukulcán (también conocido como “El Castillo” presume su perfecta geometría y posicionamiento en relación a los astros cada equinoccio de primavera y otoño, creando la ilusión de una gran serpiente regresando a la tierra. Sin duda este fenómeno lo pone firmemente en su lugar entre las maravillas del mundo.

El Taj Mahal, la India

Latinoamérica de Maravillas

Machu Picchu es igualmente espectacular y ver los restos de esta increíble ciudad Inca después de la caminata que puedes decidir hacer, si eres suficientemente valiente, es una de las experiencias más gratificantes que puedes experimentar durante un viaje a Sudamérica. Sentir las piedras lisas que siguen perfectamente pegadas únicamente por su peso después de tantos años, te transporta a cuando era el centro comercial y político más importante de américa del sur. Las plumas y el oro, el resplandor de su arquitectura y la belleza de las montañas que lo rodean hacen de Machu Picchu tan deseable destino como cualquiera en el mundo.

En Brasil se encuentra el famoso Cristo Redentor, abriendo sus brazos pareciendo querer abrazar la bella ciudad de Río de Janeiro de bajo de él. La imponente estatua reside en una ciudad famosa por su carnaval, las hermosas playas y el ritmo contagioso que traen sus habitantes en su sangre. Después de un largo día arriba del Pão de Açúcar, ¿por qué no una caipirinha en copacabana, el famoso barrio de esta vibrante ciudad?

Dato curioso: ¿sabías que el Cristo Redentor fue un regalo a Brasil de los portugueses como símbolo de hermandad entre las dos naciones? De hecho, los portugueses tienen uno idéntico en su país pero no es tan famoso como su gemelo brasileño.

Grandes creaciones de la humanidad llegadas del otro lado del mundo

Si alguna vez viste Indiana Jones: La Última Cruzada, entonces sabes de Petra. Situada en el hermoso desierto en el valle de Arabah, Jordania, esta ciudad se dice haber estado habitada por primera vez hace, escucha esto, 11,000 años! Aunque la ciudad en sí fue “construida” hace 2,500. Pongo “construida” entre comillas porque lo curioso de esta formidable ciudad de la antigüedad, no está construida como tal, sino grabada en la roca con un nivel de precisión y mano de obra que es difícil creer lo que estás viendo frente a tus ojos. Su joya es sin duda La Tesorería, que es una de las fachadas más icónicas a nivel mundial.

En China encontramos probablemente una de las maravillas del mundo más icónicas: La Gran Muralla. Hecha para repeler los ataques de los mongoles, este muro tiene 21,196 km de largo. Imagínate eso: eso es casi suficiente para ir de México a Beijing y de regreso. Mientras estás ahí, deleita en los colores y sabores de China tiene que ofrecer. Sin duda un país digno de poner en tu lista de viajes pendientes.

Como miembro de la humanidad debes tener curiosidad de saber cómo fue que llegamos al momento de civilización en el que nos encontramos hoy, ¿no?

Atrévete a vivirlo en persona con uno de estos inolvidables viajes.

 

You may also like